27 jun 2016

¿Sufres incontinencia urinaria?: descubre los beneficios del Láser GYNELASE

0 Comentarios

El tratamiento láser -GYNELASE- de Clínica Cobián está diseñado para mujeres con afectación de su suelo pélvico -bien por los partos o por la menopausia- y que la fisioterapia, en ocasiones, no es suficiente y debieran someterse a una intervención quirúrgica.

La gran ventaja del láser ginecológico GYNELASE  es que corrige en sólo en 2 sesiones de forma cómoda, segura y eficaz la falta de tonificación y la capacidad de contracción de las paredes vaginales obteniendo:
•Excelentes resultados y sin ningún efecto secundario
•Permite a la mujer recuperar su calidad de vida sin cirugía, sin dolor y sólo con anestesia local
•Recuperación tras el tratamiento es muy rápida, ya que se trata de un proceso ambulatorio permitiendo a las pacientes continuar con su vida normal.

¿Quién se puede beneficiar?

Mujeres con INCONTINENCIA DE ORINA

La incontinencia urinaria de esfuerzo es un problema frecuente incluso en mujeres jóvenes. Reir, estornudar o hacer deporte son gestos que provocan pérdidas involuntarias de orina en mujeres que sufren incontinencia de orina de esfuerzo. El calor del láser promueve en la vagina la remodelación del colágeno de la mucosa vaginal y favorece la formación de nuevo colágeno. El aumentar el grosor de la pared anterior de la vagina, permite reforzar la uretra y restablecer el control urinario normal.

Mujeres con SÍNDROME DE RELAJACIÓN

El suelo pélvico pierde tono y elasticidad con los partos y la edad. El tratamiento con láser renueva el colágeno de la mucosa vaginal y fortalece el tejido muscular del suelo pélvico que está debilitado, permitiendo aumentar la capacidad de contracción y mejorando la sensibilidad durante las relaciones sexuales. El tensado de la vagina mejora la sexualidad igualmente.

Mujeres con ATROFIA VAGINAL

La falta de estrógenos en la menopausia lleva consigo una sequedad de la vagina causando molestias e imposibilitando las relaciones sexuales. El tratamiento con láser de estas mujeres aumenta el espesor de la mucosa, la lubricación y la microcirculación genital, mejorando los síntomas relacionados con la atrofia vaginal.

Comparte...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestEmail this to someonePrint this page
[top]