El test prenatal NO invasivo

El TEST PRENATAL NO INVASIVO es uno de los avances más revolucionarios en el cribado de anomalías cromosómicas. Con una simple extracción de sangre materna podemos identificar más del 99% de bebés con síndrome de Down, Edwards y Patau, alteraciones cromosómicas más frecuentes. Además nos informará del sexo fetal y de posibles enfermedades asociadas a los cromosomas sexuales.

Se puede realizar a partir de las 10 semanas de gestación y  el resultado estará disponible entre 3 y 7 días laborables.

En Clínica Cobián antes de realizar la extracción de sangre estudiaremos tu caso, te haremos una ecografía, te asesoraremos sobre todas sus ventajas e inconvenientes y contestaremos a todas tus preguntas, para que puedas decidir si es la prueba que necesitas.